DragonKey es una empresa española que surge hace cuatro años por un grupo de amigos. Con el objetivo de desarrollar un vaporizador simple, duradero y capaz de satisfacer sus necesidades. 

El primer modelo que lanzaron al mercado tuvo buena acogida, especialmente en Hispanoamérica, en países como Argentina, México, Chile y Brasil. Para más adelante, y después de un periodo de prueba, anunciar el lanzamiento de una segunda versión mejorada.

El sector de la vaporización ha experimentado un cambio significativo, si echamos la vista atrás, hace tan solo diez años, comprobaremos como la variedad de dispositivos destinados a la vaporización de hierbas secas y concentrados era bastante limitada

Actualmente basta con entrar a cualquier tienda especializada para maravillarse con la cantidad de dispositivos, marcas y accesorios, destinados a todo tipo de perfiles de usuario. Desde lo más básico por menos de 40€ hasta lo más exclusivo por más de 600€. 

Y en esta vorágine de oferta, es el mercado, es decir, las decisiones individuales de todos nosotros los que regulan los productos o servicios que van a prosperar. 

Esto unido a una serie de políticas más permisivas, enfocadas a la reducción de riesgos y un marco legal para el consumo de determinadas sustancias. Así como un mayor interés por parte de los usuarios sobre alternativas de consumo menos nocivas. Es lo que propicia el florecimiento de nuevos productos, año tras año.

En esta ocasión analizamos el vaporizador portátil DKHAZE 2.0 EVO, un dispositivo que llama la atención por ser apto tanto para consumo de hierbas secas, como para consumir extracciones y concentrados. Además de contar con garantía de por vida y la disponibilidad de una boquilla especial para combinarlo con nuestra pipa de agua, bong o bubbler.

El producto se presenta en un empaquetado de cartón, donde nos presenta de forma somera el dispositivo.  

En el interior del empaquetado nos encontramos todo lo necesario para empezar a funcionar, así como varios accesorios adicionales:

  • Vaporizador DK HAZE 2.0 EVO
  • Cable USB
  • X3 Boquillas de silicona
  • X3 Anillos de silicona
  • X2 Cepillos de limpieza
  • Accesorio para concentrados
  • Boquilla de silicona para Bong
  • Funda protectora de silicona
  • Mini Pinzas
  • Mini Dabber
DK Haze 2.0 EVO (3)

DISEÑO Y CARACTERÍSTICAS

El DKHAZE 2.0 EVO es un dispositivo con un diseño simple, formado por una carcasa de aluminio anodizado con pintura texturada con acabado negro mate, que le aporta un tacto agradable, para una mejor sujección. Una boquilla plástica (al igual que la base), también en color negro. Y un único botón en su parte principal con el que encender, apagar y cambiar el perfil de temperatura.

DK Haze 2.0 EVO (22)

Como ya he destacado en otros análisis, como el del G Pen Elite de Grenco, no soy muy partidario de este tipo de acabados o piezas de silicona, por una simple razón, y es la facilidad con la que se le adhiere el polvo, las pelusas y las manchas de huellas dactilares. 

Además la carcasa principal es fácilmente susceptible a arañazos y golpes, propios del uso cotidiano. Por eso, recomiendan hacer uso de la funda de silicona, como medida protectora. Esto por ejemplo ya pasaba con el DaVinci MIQRO o el propio Pax 3, ambos con carcasas de aluminio anodizado, que a pesar de ser un material de gran calidad, con una vida útil superior a la del plástico, más resistente, con mayor protección frente a la exposición solar, corrosión y la abrasión, no quiere decir, que no sea vulnerable frente golpes o arañazos, propios del día a día.

El vaporizador tiene un tamaño de 134 mm x 32 mm x 22,5 mm con un peso de 90G con la boquilla simple. Y unos 157 mm x 32 x 22,5 mm con un peso de 95G con la boquilla para Bongs instalada. 

DK Haze 2.0 EVO (5)

Es ligeramente más alto que el Ghost MV1, pero significativamente más ligero y manejable, encontrándose entre el Pax 3 (92G) y el DaVinci MIQRO (100G) en cuanto a peso se refiere.

La cámara de vaporización u hornillo, está fabricada en cerámica de grado médico, con una capacidad entorno a los 0.5G (500 MG) de materia vegetal seca, además cuenta con un accesorio para concentrados y extracciones fabricado en cuarzo como una capacidad aproximada de unos 0.3 ml. 

DK Haze 2.0 EVO (7)

Este es un punto muy positivo, porque lo habitual en muchos vaporizadores portátiles es encontrarse con las típicas almohadillas metálicas para consumo de extracciones, estas a pesar de cumplir correctamente con su objetivo, tienden a tener una vida útil muy limitada, obligando al usuario a renovar cada cierto tiempo este accesorio. En este caso la cápsula de cuarzo del DKHaze 2.0 EVO, a mi juicio es muy superior a las clásicas almohadillas, permitiendo una limpieza en profundidad una vez terminemos de usar la misma. Cosa que difícilmente pasa con las almohadillas, especialmente si consumimos concentrados y no tanto extracciones. Al final por muy bien que limpiemos siempre quedarán restos, alterando así nuestra experiencia de uso.   

Incluyen una pinza para poder manipular la cápsula de cuarzo de forma precisa y controlada.

USO Y AUTONOMÍA

La primera toma de contacto con el vaporizador fue muy positiva reaccionando correctamente a la hora de ponerlo a prueba. Dispone de cuatro modos diferentes de temperatura dependiendo de nuestras preferencias:

  • Verde: 160ºC 
  • Azul: 190ºC
  • Rojo: 220ºC
  • Blanco: 265ºC

Una vez encendido el vaporizador, el tiempo de calentamiento es de unos 30 – 60 segundos dependiendo de la temperatura seleccionada. Con una duración por sesión próxima a los 5 minutos, ofreciendo entre 15 a 30 caladas, una vez terminado ese tiempo, el vaporizador se apagará nuevamente. Es recomendable dejar un margen de unos 15 minutos entre sesión y sesión para evitar que el vaporizador caliente demasiado.

DK Haze 2.0 EVO (11)

Un detalle importante, sobretodo para personas con algún tipo de discapacidad visual, es que no incorpora vibración. Una vez alcance la temperatura seleccionada, el LED dejará de parpadear para quedarse constante.  

No dispone de una memoria capaz de mantener el perfil de temperatura seleccionado en la última sesión, por lo que una vez el vaporizador se apague y vuelva a enfriarse tendremos que volver a seleccionar nuevamente la temperatura de forma manual. 

La calidad del vapor es de bastante buena calidad, sin alteraciones ni sabores plásticos. Un vapor suave, con un flujo de aire perfecto, gracias a los ocho orificios laterales, permitiendo así un flujo de aire constante y un tiro de gran calidad.

DK Haze 2.0 EVO (13)

Puede que el aspecto más positivo a mi juicio a la hora de analizar el vaporizador, sea la incorporación de forma gratuita del accesorio para bongs, pipas o bubblers, compatible con juntas hembra de diámetro de 8 hasta 20 mm. 

Y esto es positivo porque normalmente este tipo de accesorio se vende aparte, por un precio en muchas ocasiones disparatado. Por ejemplo el Mighty de Storz & Bickel, está desde 20 euros, pero solo compatible con un tipo de junta o 14 mm o 18 mm pero ambas no.   

DK Haze 2.0 EVO (15)

El vaporizador dispone de una batería de 3200 mAh no reemplazable, con un tiempo de carga de unas 3 horas aproximadamente. Y una autonomía que puede rondar las 2 horas de uso continuado dependiendo de la temperatura seleccionada. El LED nos indicará en todo momento el nivel de la batería:

  • Violeta: Nivel de batería Alta
  • Celeste: Nivel de batería Media
  • Amarillo: Nivel de batería Baja

LIMPIEZA Y MANTENIMIENTO

Con respecto a la limpieza, del dispositivo tan solo resaltar lo fácil y rápido que resulta acceder a las diferentes partes del vaporizador, para así limpiarlas convenientemente.

Al usar una cámara de vaporización cerámica, el mantenimiento es mínimo ya que el propio uso (calor) ayuda a la limpieza de la misma. Ambas boquillas son desmontables con ayuda de la pinza, para poder hacer una limpieza más en profundidad. 

DK Haze 2.0 EVO (10)

Así como la cápsula de cuarzo, que también es fácilmente desmontable para llevar a cabo un limpieza individual de la misma. 

CONCLUSIÓN

Añado el vídeo análisis para que puedan verlo en acción:

El DKHaze 2.0 EVO, es un vaporizador muy fácil de usar, con una calidad del vapor equivalente a la de otras marcas de referencia que podemos encontrar actualmente en el mercado. Múltiples accesorios, fácilmente transportable, garantía de por vida y un diseño discreto que no llama la atención a la hora de usarlo en el exterior.

Creo que es dispositivo ideal para usuarios recreativos que buscan una alternativa más sana para el consumo de sus variedades favoritas, pudiendo así apreciar todos los matices y cualidades de la misma. Incluido personas que quieran darle una segunda vida a sus pipas o bongs, dejando de lado la combustión.

DK Haze 2.0 EVO (18)

Lo encontramos disponible a un precio de 170 euros, con todos los accesorios mencionados anteriormente incluidos.

Análisis DKHaze 2.0 EVO, vaporizador portátil para hierbas y extracciones
Diseño80%
Dimensiones89%
Limpieza95%
Autonomía70%
Vapor80%
Positivo
  • Garantía de por vida
  • Cápsula de cuarzo
  • Boquilla para bongs
Negativo
  • Falta de vibración
  • Sensible a los arañazos
83%Nota Final
Puntaje De Lectores: (1 Voto)
80%